Etiquetas Cuento

0

El río, los barcos y los niños

Para abrir semana, un relato mojado del Héctor Apolinar Iribe A mis hijos Alfonso y Álvaro Durante la noche había llovido intensamente sobre Hermosillo. Una lluvia más de las decenas que habían caído ese verano extraordinario, en una zona  donde las lluvias son escasas. Por la mañana el cielo estaba densamente nublado y lloviznaba ligeramente….

2

La Casa de Las Delicias

Me dijeron hace tiempo que las casas son corazones. También laten, lloran, sienten. Son espacios donde abundan historias, baúles de inusitados recuerdos, todos ellos inquebrantables. Son hembras, después de todo. Nos acogen cautelosamente, como una madre, para que no huyamos y no creamos que quieran dañarnos. Por eso uno se siente en paz cuando vuelve…

Crónica Sonora