‘Dulce Agonía’: El impacto de las refresqueras en la salud pública de México


Karla Robles levantó la mano para estrenarse en Crónica con una reseña sobre un documental que aborda la ‘Coca-Colonización’ de nuestro desgraciado país.

¡Bienvenida! (la Karla, no la Caca).


 

Hace un par de días se presentó en nuestra ciudad el documental Dulce Agonía, una producción de El Poder del Consumidor y dirigido por Cacto Producciones. Este documento visual muestra de una forma amena el amenazante mundo de la diabetes desde la perspectiva de la salud pública, explica de manera clara que alrededor de 500 mil personas murieron por esta causa del 2006 al 2012 y que 4.5 millones de personas padecen diabetes en México. Entrevista a expertos del Instituto Nacional de Salud Pública, el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán, asociaciones de la sociedad civil y otros; relatan que en 2013 se realizaron al menos 75 mil amputaciones provocadas por esta enfermedad y que el gasto en salud por estos padecimientos supera a los demás. También, se entrevista a personas que viven con diabetes y que han sufrido sus consecuencias, amputaciones, hemodiálisis, ceguera e incapacidad para realizar sus labores cotidianas.

 

Don Gonzalo (uno de los personajes principales) expone que durante 15 años se tomaba más de 100 gramos de azúcar al día, era chofer de autobuses y en las mañanas su desayuno era una Coca de 600ml y un gansito, al medio día, una Coca de 600ml y unas sabritas, y en la tarde se tomaba otra Coca de 600ml., más de 1 .5 litros de Coca al día durante 15 años, pero no era un caso aislado, son prácticas comunes entre los trabajadores; a Don Gonzalo le amputaron un dedo del pie y otras partes de su cuerpo y ya no trabaja como chofer, además, tenía que hacerse hemodiálisis dos veces por semana, las cuales representaban más de $10,000 pesos al mes para una persona que vendía verdura en el mercado y que su salario no alcanzaba para la manutención de sus hijos y el tratamiento que recibía cada semana, estaba afiliado al seguro popular pero éste no cubre estos servicios, y es que expertos señalaron que actualmente las hemodiálisis (consecuencia de la diabetes) representarían el 80% del presupuesto del seguro popular por el alto índice de personas que requieren este servicio.

 

El documental nos acerca al grave problema que representan los acuerdos económicos de la industria alimentaria y específicamente las refresqueras en la política social del país y que se  refleja en la salud de la población, los retos y dificultades por los que se enfrentaron las/los que abogaron por el impuesto a los refrescos y la comida chatarra y que finalmente se aprobó en 2013. Algunas de las dificultades que enfrentaron fue la censura y prohibición de publicidad a favor del impuesto y que fue rápidamente contrarrestada por publicidad en contra de esta, y es que la industria alimentaria cuenta con mayor presupuesto para campañas publicitarias que las asociaciones civiles.

 

Otro aspecto importante que refleja este documental son los nuevos enfermos, niños y niñas con sobrepeso y obesidad que actualmente padecen diabetes, presión alta y colesterol alto, padecimientos que se veían reflejados en otros grupos poblacionales, y que ahora al menos 1 de cada 3 niños tiene obesidad o sobrepeso y con un riesgo latente a desarrollar enfermedades crónicas en etapas tempranas de su vida, la imagen visual es clara, madres y padres llenando los biberones con Coca-Cola y niños tomando refresco, estas imágenes nos muestran los efectos devastadores de prácticas cotidianas que son reflejo de una cultura consumista basada en intereses económicos y que evidencia la falta de interés hacia el bienestar y protección de la salud de la población mexicana por parte del estado; al contrario, pareciera que busca acaparar cada vez a más población permitiendo también la influencia y el consumo creciente de la Coca-Cola en culturas indígenas, fenómeno que expertos han llamado “la Coca-Colonización”, publicidad en la lengua tradicional, acceso inmediato por medio de tiendas o abarrotes y precios mucho más económicos que en las ciudades influyen en el consumo cada vez mayor de poblaciones indígenas en todo México y que se muestra en este documental.

 

Dulce Agonía presenta sesenta minutos de datos y testimonios de expertos y personas que viven con diabetes los cuales muestran una realidad creciente, las enfermedades crónicas y sus consecuencias en la salud y la vida de las personas. Este documental sólo es una parte del fenómeno de la diabetes y particularmente desde el enfoque de la salud pública, para otros/as interesa conocer las prácticas y significados que los sujetos/as le otorgan al padecimiento y cómo moldea sus relaciones en la vida cotidiana. Este documental es un llamado a la consciencia y la autocrítica sobre nuestras prácticas y consumo respecto a las bebidas azucaradas, pero también, es una invitación a la reflexión y acción para exigir mejores condiciones de salud y que el estado se responsabilice por la atención, prevención y promoción de la salud de manera eficaz para hacer frente al aumento de las enfermedades crónicas.

 

Nota final: Este documental se encuentra disponible en El Cine de la Casa, proyecto del Instituto Sonorense de la Cultura, que nos invita a visitarlos en la Casa de la Cultura de Sonora.

 

Por Karla Robles

 dulce2



Acerca de

Licenciada en Sociología por la Universidad de Sonora. Egresada de la Maestría en Ciencias Sociales con especialidad en Estudios Socioculturales de la Salud por El Colegio de Sonora.


'‘Dulce Agonía’: El impacto de las refresqueras en la salud pública de México' has no comments

Sé el primero en comentar!

Quieres compartir tus ideas?

Tu email no será publicado

Crónica Sonora