Fui a Guadalajara para entrevistar a Fernando del Paso


Hermosillo, Sonora.-

Hacía un calor canicular del mes de agosto en Hermosillo y yo me quería sumergir en un avión para que no me embriagara el calor de más de 40 grados centígrados del verano sonorense. Compré un ticket que me llevará a cualquier ciudad donde hiciera un poco de viento, y llegué a Guadalajara en medio de un montón de turistas que andaban huyendo de algo parecido como yo. Llego a la llamada Perla de Occidente y en una ventana divisé un mamut y dije de aquí soy, voy a entrar a observar este legendario animal del género de los proboscídeos que se extinguieron al final del pleistosceno. Era el Museo Regional de Guadalajara y una guía millennial y hipster me pregunta:

-¿Qué hace en la ciudad?

-Vine a entrevistar a Fernando del Paso, le digo.

Ella se me queda viendo con cara de música indie y ropa vintage, y doy un paso y digo:

-Yo no sé si lo voy a lograr pero de que voy a hablar con él, lo voy a hacer.

Yo y mamut

Al siguiente día tomo un autobús rumbo a Querétaro y pido ir al Cerro de las Campanas, donde fusilaron a Maximiliano de Habsburgo. Llego a la cima del lugar en donde está la mera capilla que erigieron para conmemorar ese hecho histórico y una marchantita me dice:

-Le vendo una réplica de las monedas que dio el emperador a sus fusiladores en señal de agradecimiento para México.

-Dame dos, le digo, una quiero para mí y otra para llevársela al maestro Fernando del Paso.

-Ah, él es muy conocido, comenta la ilustre vendedora.

La moneda de la marchantita

Salí apurado de Querétaro rumbo a Guadalajara, nuevamente en una suerte de adrenalina por conseguir una entrevista con el ganador del Premio Cervantes de Literatura. Me pongo enfrente del Teatro Degollado y un estudiante del ITESO escucha que hablaba en voz alta diciendo:

-Tengo que entrevistar a Fernando del Paso, tengo que entrevistar a Fernando del Paso, tengo que entrevistar a Fernando del Paso…  Mientras giraba las dos monedas con la cara del emperador austriaco Fernando Maximiliano José María de Habsburgo-Lorena el joven se me quedó viendo muy feo como diciendo Son los típicos locos que deambulan por las calles de la ciudad en temporada vacacional

-¿Qué me ves? le digo

-Que estás obsesionado por entrevistar a Fernando del Paso, el autor de Noticias del Imperio, y yo tengo su teléfono, dice.

-Tomo mi celular y apunto inmediatamente el teléfono que me da este conocedor de la psicosis periodística.

 

Yo con Teatro Degollado detrás, posterior al encuentro con el joven conocedor

Inmediatamente llegó al hotel y hablo con el maestro Fernando del Paso y  me  contesta personalmente.

-Buenos días maestro Del Paso, soy Cipriano Durazo de Crónica Sonora, y quería ver si me puede dar una entrevista.

-No puedo joven, me siento muy enfermo, figúrese que me dan dos hemodiálisis por semana y me siento muy cansado. De hecho ahora acabo de llegar de una de ellas y me siento con ganas de dormir.

-Pero es que le quiero dar una moneda que le traje de Querétaro, comento.

-Mire le voy a pasar a mi enfermera para que entienda de lo que le estoy hablando

La enfermera con voz de trueno dice:

-¿Usted es amigo de la  familia?

-No, le digo

-Pues usted no tiene porque haber hablado, es una gran imprudencia, y yo puedo perder mi empleo por permitir llamadas como la suya.

-Pero es que yo quiero entrevistar al maestro y regalarle una moneda que compré en Querétaro para él, le digo.

-Mire usted,  le voy a dar el teléfono en la Ciudad de México de su hija Paulina para que le diga lo que me está diciendo.

El libro que me leí para entrevistar a Fernando del Paso

Hablo a la Ciudad de México y me contesta su hija Paulina, con una voz por cierto muy amable.

-Buenas tardes Paulina, le hablo para pedir una entrevista con su papá.

-Que más quisiéramos la familia que él pudiera dar entrevistas, pero ya no puede, no se siente bien físicamente para recibirlos a todos ustedes, los de la prensa, como se merecen.

-Es que nada más le quiero dar una moneda que le compré en Querétaro.

-Documentos y esas cosas usted las puede entregar en la biblioteca que lleva su nombre.

– Yo quiero hablar con él personalmente, comento.

-No es posible.

-Qué bueno que lo tienen en Guadalajara, Paulina, sin tantos contratiempos como en la Ciudad de México.

-Así es, creo que es una buena decisión que tomamos todos en la familia de tenerlo en Jalisco, y no se preocupe, usted puede entregarle una carta o algún documento a través de la Biblioteca que lleva su nombre.

-Gracias

Y se da fin a la conversación.

Para evitar la tristeza de no haber podido conseguir la exclusiva con el maestro Del Paso me voy a la Ciudad de México al Museo Soumaya para ver todas las colecciones de monedas que tienen sobre el segundo Imperio Mexicano y las condecoraciones de ese mismo período. Al llegar a la vitrina donde están dos figuras en mármol de Maximiliano y Carlota, un guía se me acerca y dice:

-¿Usted es pariente de ellos?

-No, ¿por qué?

-Porque es el único que veo que se apasiona ante estas dos piezas de mármol blanco y lleva rato diciendo: “No pude sacar la entrevista con Fernando del Paso, no pude sacar la entrevista con Fernando del Paso, no pude sacar la entrevista con Fernando del Paso”…

FIN

Texto y fotografía por Cipriano Francisco Durazo Robles, excepto la siguiente en Museo Soumaya



Acerca de

Cipriano Durazo Robles es Licenciado en Periodismo por la Universidad Kino y Presidente de la Sociedad Amigos del Museo de Historia de la Universidad de Sonora. Articulista de radio y medios digitales. Se desempeña como dictaminador sanitario de la Publicidad en COESPRISSON (Comisión Estatal de Protección Contra Riesgos Sanitarios del estado de Sonora).


'Fui a Guadalajara para entrevistar a Fernando del Paso' tiene 22 comentarios

  1. septiembre 11, 2018 @ 10:02 am Guillermo

    He leido varias artículos de este muy buen escritor y periodista sonorense, y siempre me ha gustado su trabajo y la forma de encadenar una entrevista. Espero seguir encontrándose con más de su talento. Saludos desde Buenos Aires, Argentina.

    Responder

  2. septiembre 11, 2018 @ 10:14 am Cipriano Durazo Robles.

    Guillermo, gracias por tus comentarios, y saludos a tu natal Buenos Aires Argentina.
    Luego me das tus comentarios sobre Maradona en el fútbol de Sinaloa.
    Gracias.

    Responder

  3. septiembre 11, 2018 @ 11:01 am Martha Potetsianakis

    Me encantó la narrativa, divertida y entretenida se fue como agua entre las manos el tiempo que me tomo leerla. Espero que hayas disfrutado tu viaje tanto como yo tus andanzas en busca de la la entrevista.
    Saludos!

    Responder

  4. septiembre 11, 2018 @ 11:02 am alejandra juvera

    vas a ver que próximamente podas entrevistarlo. te deseo suerte y éxito en lo que haces. saludos amigo

    Responder

    • septiembre 11, 2018 @ 11:24 am Cipriano Durazo Robles.

      Ale muchas Gracias por tus comentarios, y tienes razón siempre vendrán encuentros mas próximos con nuestros entrevistados.

      Responder

  5. septiembre 11, 2018 @ 11:07 am guadalupe

    Excelente periodista muy tenaz y audaz me encanta como no dejas de abordar a personajes tan importantes , me gusta mucho como escribes. guadalupe

    Responder

  6. septiembre 11, 2018 @ 11:22 am Cipriano Durazo Robles.

    Martha Eneida Potetsianakis, saludos a Riverside California, y gracias por reportarte.

    Responder

  7. septiembre 11, 2018 @ 11:34 am Aldo Adrián Martínez

    Cipriano durazo, uno de las mejores mentes con las que cuenta actualmente el estado de sonora, excelente expositor y experiencia la de este escritor, que ha entrevistado a personajes célebres de la cultura e historia mexicana, un abrazo y un saludo.

    Responder

  8. septiembre 11, 2018 @ 11:44 am Cipriano Durazo Robles.

    Gracias Aldo Adrián Martínez, por tus comentarios.

    Responder

  9. septiembre 11, 2018 @ 11:52 am Juan Manuel Ruiz

    Muy entretenido relato, suerte para la próxima matador!!
    P.D: ya tengo el libro en la lista.

    Responder

  10. septiembre 11, 2018 @ 12:26 pm Alfonso

    Que terco eres Cipriano jejejej
    Que parte no entiendes que el viejon está todo jodido enfermo y te dice que no te puede atender, te pasa con la inche enfermera enojona de pilón y también te dice lo mismo , aparte de que podía perder su trabajo y tu jode y jode, hablas con la hija y te dice lo mismo 🤦🏻‍♂🤦🏻‍♂🤦🏻‍♂ que parte de No se puede , no entendiste 😜🤣🤣🤣 y tanto rollo esperando la inche entrevista con el ruco Fernando y del Pasó para ver que paso y nunca la tuviste .Ya estás como las series de Netflix jajajaj
    Agregale el título al final
    Y ME LA PELLISQUE o ME MANDO A LA TISNADA
    Saludos amigo !!!

    Responder

  11. septiembre 11, 2018 @ 12:27 pm Cipriano Durazo Robles.

    MUY BIEN JUAN MANUEL, YA DIJISTE VAS A COMPRAR MI LIBRO JEJEJE

    Responder

  12. septiembre 11, 2018 @ 12:46 pm Paquita

    Cipriano muy bonito tu artículo me encanto viajar junto contigo a todos esos lugares maravillosos históricos de nuestro México, muy interesante como siempre lo que escribes, saludos

    Responder

  13. septiembre 11, 2018 @ 1:47 pm Paquita

    Cipriano muy buen artículo como siempre, describes detalle a detalle cada paso recorri cada lugar en el momento que lo estaba leyendo, maravillosos los lugares que visitaste con mucha historia. Saludos

    Responder

  14. septiembre 12, 2018 @ 7:55 pm Nacho Wong

    Cipriano excelente relato por conseguir la buena entrevista con grandes personajes, creo que eso habla bien de ti como periodista, es interesante leer tus notas donde plasmas tus grandes aventuras por la búsqueda de la buena nota. Sigue insistiendo estimado esperamos que nos des una buena sorpresa en tu siguiente artículo. Saludos

    Responder

  15. septiembre 13, 2018 @ 8:49 am Cipriano Durazo Robles.

    GRACIAS, NACHO WONG POR TUS COMENTARIOS.

    Responder

  16. septiembre 14, 2018 @ 8:24 pm Marco Antonio Gutiérrez

    Buenísima historia y la manera de redactarla es un placer leerla, espero las siguientes aventuras…

    Responder


Quieres compartir tus ideas?

Tu email no será publicado

Crónica Sonora