Hermosillo, Sonora.-

A menos de una semana del artero asesinato del candidato a la alcaldía de Cajeme, Abel Murrieta Gutiérrez, la Mesa de Seguridad para la Construcción de la Paz en Sonora, conformada por los tres niveles de gobierno, ha ofrecido protección personal para el resto de los candidatos a dicha alcaldía.

Ante ello, Rosendo Arrayales Terán, candidato por el Partido Encuentro Solidario, declaró anoche a los micrófonos de Crónica Sonora:

«Yo considero que más que brindarnos seguridad a los candidatos deberían de brindarle seguridad a la sociedad en general. Yo lamento y repruebo el homicidio de Abel Murrieta, por supuesto, pero ese día él fue el cuarto ejecutado en Cajeme y en este trienio ha habido mil trescientas personas asesinadas como Abel, solamente en este trienio 2018-2021».

«Entonces, siento que está mal que nos brinden seguridad a nosotros los candidatos. Y la sociedad, ¿qué?, ¿la están dejando sola? Eso no está bien. Pero así están las cosas por acá en Cajeme… y también Hermosillo anda por las mismas».

La agresión armada a ciudadanos buscando un cargo de elección popular ha sido la marca en el proceso mexicano de 2021. Ayer mismo atacaron a balazos a Juan Manuel Guzmán, candidato a diputado local en Guanajuato, corriendo con mucha mejor suerte que Murrieta en Obregón, pues Guzmán y acompañantes resultaron con heridas leves y un tremendo susto.

En este contexto llama la atención la negativa de Arrayales a la protección policiaca pero tampoco extraña, pues según declaró a este reportero en 2019: «Mi madre tiene tiempo diciéndome que me cuide, que me pueden matar. Yo le digo que no tengo miedo y que no tienen por qué. Yo sólo hago mi trabajo».

Por Benjamín Alonso

Foto de Síntesis Noticias

Sobre el autor

Premio Nacional de Periodismo 2007. Director de Crónica Sonora. cronicasonora@gmail.com

También te puede gustar:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *